Memoriabcn

Barrios de Barcelona: Historia del s. XX

Ribera y Barceloneta

SITIOS DE LA RUTA


El edificio de la Jefatura Superior de Policía fue, desde el inicio de la dictadura y hasta el final del franquismo, uno de los símbolos de la represión franquista en la ciudad de Barcelona. En esta comisaría las fuerzas del orden llevaron a cabo interrogatorios y torturas a los opositores al régimen, hombres y mujeres, que fueron detenidos.

Durante la dictadura (1939-1975) la Jefatura Superior de Policía fue la sede de la Sexta Brigada-conocida también como Brigada Politico-Social-la policía política del régimen franquista que fue creada por ley el 8 de marzo de 1940 inspirándose en la Gestapo nazi. La Brigada Politico-Social era la encargada de la persecución sistemática y arbitraria de cualquier persona sospechosa de ser "desafecto" al régimen franquista. Eduardo Quintela y Pedro Polo en fueron los jefes más destacados hasta finales de los años cincuenta. En 1963 Antonio Juan Creix fue nombrado jefe del destacamento y partir de 1968 lo fue su hermano Vicente Creix; ambos se convirtieron en las figuras más temidas por los opositores a la dictadura.

La brigada desarrolló una acción plenamente política de desarticulación del antifranquismo, con total impunidad y sin ningún control judicial, e hizo de la tortura el método habitual de trabajo a partir del cual elaboraba los atestados que permitían iniciar los procedimientos sumarísimos o la acción del Tribunal de Orden Público (TOP). Los interrogatorios incluían humillaciones y amenazas, palizas o torturas como la de la "bañera" donde se sumergía la cabeza de los detenidos en un recipiente con agua fría. Estaba dividida en grupos especializados: Servicio de Universidad, Asuntos laborales, Actividades catalanoseparatistas, Actividades comunistas, etc.

Entre las muchas operaciones que se ejecutaron desde la Brigada Politico-Social destacan la "caída de los 80" del año 1947, que significó la desarticulación del movimiento guerrillero comunista y del aparato de propaganda del PSUC así como la detención de algunos órganos directivos de ese partido. La Politico-Social también llevó a cabo la detención de Joan Comorera y Gregorio López Raimundo, la de Jordi Pujol a raíz de los Hechos del Palau de la Música de 1960, la desarticulación de la Caputxinada de 1966, o la violenta represión de la manifestación protagonizada por curas ante la Jefatura de Policía en protesta por las torturas infligidas al estudiante Joaquim Boix. Miembros de la brigada también participaron en los últimos crímenes cometidos por el franquismo, como son la ejecución de Salvador Puig-Antich en 1974 y de Juan Paredes "Txiki" en 1975.

Desde hace años, varios movimientos ciudadanos piden que el gobierno español traslade el destacamento policial y ceda el edificio de la prefectura para convertirlo en un espacio de memoria. El año 2019 el Ayuntamiento de Barcelona instaló frente al edificio un atril con información histórica que en pocas horas fue quemado por un grupo contrario a la recuperación de la memoria democrática.

Localización: Via Laietana, 43 || Coordenadas: (LAT, LONG): 41.386569194, 2.175047745

  • Periodos:
  • II República
  • Guerra Civil
  • Dictadura
  • Transición
Memoriabcn