Memoriabcn

Barrios de Barcelona: Historia del s. XX

Horta-Guinardó

SITIOS DE LA RUTA


Esta reproducción del pabellón de la República española en la Exposición Internacional de París de 1937 fue edificada en 1992, aprovechando la remodelación de la Vall d'Hebron con motivo de los Juegos Olímpicos de Barcelona. Un pabellón idéntico al que representó los valores democráticos republicanos en la capital francesa, hoy alberga un centro de documentación sobre la historia de España del siglo XX.

El gobierno de la Segunda República española encargó a los arquitectos Josep Lluís Sert y Luís Lacasa un pabellón para difundir la muestra parisina los valores democráticos republicanos frente a totalitarismos crecientes en Europa. Sert, que formaba parte de la corriente de arquitectos modernos inspirados en los principios del racionalismo de Le Corbusier, proyectó junto con Lacasa un edificio vanguardista, de líneas rectas y fachadas sin ornamentaciones, que contrastaba con los pabellones de arquitectura monumentalista de los países gobernados por regímenes totalitarios como Alemania o la Unión Soviética.

Aprovechó la Exposición Internacional de París para mostrar al mundo lo que estaba pasando en España, que se encontraba en plena guerra civil ocasionada a partir del alzamiento militar fascista de julio de 1936 en contra del legítimo gobierno republicano. El pabellón español se convirtió en una herramienta de propaganda para alertar del peligro que supondría una victoria del fascismo en España para la estabilidad mundial. La Segunda República pedía así el apoyo exterior que se le negaba a través del Comité de No Intervención mientras que los militares sublevados recibían el apoyo de Italia y de Alemania, que enviaban hombres, armas y aviones a los fascistas españoles.

Numerosos artistas reconocidos quisieron colaborar en esta tarea propagandística aportando su obra en el pabellón. Expuso la "Fuente de Mercurio" de Alexander Calder, el mural titulado "El pagès català en revolta" de Joan Miró y el emblemático "Guernica" de Picasso que denunciaba los bombardeos aéreos de la Legión Cóndor alemana sobre la ciudad vasca de Gernika. También se instalaron fotomontajes para explicar las políticas sociales y modernizadoras de la República y otras piezas, como un retrato de grandes dimensiones del poeta Federico García Lorca, asesinado por los fascistas.

Al finalizar la Exposición Internacional, el pabellón fue derruido y las obras artísticas fueron repartidas por diferentes países, algunas acompañaron a sus autores en el exilio. Casi 50 años después, el Ayuntamiento de Barcelona decidió reproducir fielmente ese emblemático edificio en el barrio de Vall d'Hebron que estaba siendo remodelado para acoger parte de las infraestructuras para los Juegos Olímpicos de 1992. Durante los Juegos el edificio acogió salas de prensa y después fue cerrado, hasta que en 1997 se instaló la Biblioteca del Pabellón de la República de la Universidad de Barcelona, con un fondo documental único sobre el período de la Segunda República, la Guerra Civil, el exilio, la dictadura franquista y la transición democrática.

Localización: Av. Cardenal Vidal i Barraquer, 34-36 || Coordenadas: (LAT, LONG): 41.430676677, 2.151199337

  • Periodos:
  • II República
  • Guerra Civil
  • Dictadura
  • Transición
Memoriabcn