Memoriabcn

Barrios de Barcelona: Historia del s. XX

Gòtic y Raval

SITIOS DE LA RUTA


El 23 de julio de 1936, representantes de diferentes partidos socialistas y comunistas se reunieron en el Bar del Pi, en la plaza de Sant Josep Oriol, para formar el Partido Socialista Unificado de Cataluña (PSUC). Hoy el Bar del Pi continúa abierto y en su interior se puede ver una placa conmemorativa colocada en 2001 con motivo del 65 aniversario de la fundación del PSUC.

A raíz de los hechos del 6 de octubre de 1934, las organizaciones catalanas de izquierdas crearon el Front d'Esquerres y un Comité de Enlace de los diversos partidos obreros de Cataluña. Este programó la fundación del PSUC el día 26 de agosto de 1936, pero el levantamiento militar que supuso el inicio de la Guerra Civil española aceleró su proceso y los cuatro partidos que formaban parte de él (Partit Comunista de Catalunya, Federació Catalana del PSOE, Partit Català Proletari y Unió Socialista de Catalunya) nombraron a sus representantes para la constitución del primer comité ejecutivo. Joan Comorera fue nombrado secretario general de la organización. Se creaba así, un partido marxista leninista con autonomía frente al Partido Comunista de España (PCE) dado que se convirtió en la Sección Catalana de la Internacional Comunista, rompiendo así un principio intocable de esta organización: "Un Estado, un partido".

Durante la Guerra Civil española, el PSUC se convirtió en un agente clave. El 21 de julio de 1936 se creó el Comité Central de Milicias Antifascistas, donde el PSUC hizo el papel de sintetizar las opiniones a favor de un objetivo principal: ganar la guerra los fascistas y conseguir así una democracia más sólida y avanzada en derechos sociales. Esto lo hizo enfrentarse a la CNT-FAI, más partidarias de hacer la revolución. El PSUC fue adquiriendo cada vez más importancia y pasó de 6.000 afiliados en 1936 a 60.000 al año siguiente. Este peso político y social durante el conflicto bélico viene dado tanto por el papel de organizador en medio del caos revolucionario como por la identificación de los comunistas con la ayuda que la República recibía de la URSS.

Al terminar la Guerra Civil, el PSUC siguió activo en el exilio. En 1948 abandonó la lucha armada para continuar con la política clandestina. A partir de los años sesenta, después de reestructuraciones ideológicas y organizativas, se convirtió en uno de los partidos más importantes de la oposición antifranquista en Cataluña y, más tarde, de la transición democrática.

Localización: Plaza de Sant Josep Oriol, 1 || Coordenadas: (LAT, LONG): 41.382517378, 2.174010587

  • Periodos:
  • II República
  • Guerra Civil
  • Dictadura
  • Transición
Memoriabcn